FISAR_White_edited.png

Reporte 2018

PROYECTO DIAGNOSTICO PRENATAL NO INVASIVO – II

La evidencia actual sugiere que la preeclampsia (PE) y la restricción de crecimiento fetal (RCF) tienen un origen común, el cual estaría dado por alteraciones en la interacción temprana entre el trofoblasto y el ambiente materno, lo que produciría una falla y/o inadecuada placentación. La posibilidad de estudiar de manera no invasiva el desarrollo de estas patologías durante la gestación temprana en seres humanos, permitiría explorar la presencia de marcadores moleculares que identifiquen los mecanismos fisiopatológicos de las patologías antes descritas. La posibilidad de estudiar, no solo los trofoblastos, sino sus interacciones con el medio ambiente materno (relación con los linfocitos natural killer y la microbiota materna), completaría su caracterización la cual se relaciona estrechamente con la situación inflamatoria materna. En la actualidad es posible recolectar trofoblastos a través de un cepillado suave del cuello uterino, método no invasivo que permite obtener estas células sin producir daño a la madre o al hijo en gestación.

PUBLICACIÓN

DESTINATARIO

MELISA Institute

PRODUCTO

En proceso

PROYECTO MARCADORES TEMPRANOS
DE EMBARAZO – III

Conocer el diálogo molecular entre la madre y el embrión en los primeros instantes después de la fecundación abre una puerta a un mundo completamente desconocido de investigaciones y desarrollo. El estudio in vivo del comportamiento molecular del embrión detectando su presencia temprana, sin alterar, manipular o intervenir su ambiente natural, posibilita el avance en el conocimiento de la fisiología embrionaria y fetal temprana. Lo anterior, permitiría iniciar un cuidado prenatal inmediato potenciando el desarrollo de un paradigma de medicina materno-embrionaria. La determinación de la expresión, presencia y concentración de biomoléculas en diferentes tipos de muestras biológicas, tales como moco cérvico uterino, saliva, sangre, orina, exfoliados citológicos cervicales, sangre de cordón umbilical y placenta podrían informar sobre pronóstico del embarazo y riesgo de enfermedades que pudieran afectar al embrión o a su madre.


El avance en las técnicas y herramientas de biología molecular en las últimas décadas, permite investigar la expresión génica a gran escala, con alta sensibilidad y especificidad, para luego aplicar técnicas de proteómica o inmunoanálisis sobre candidatos moleculares específicos, sea en una condición fisiológica o patológica. Sin embargo, puesto que no existe hasta el momento una forma de detectar el embarazo desde su comienzo – los test actuales sólo permiten la detección transcurridas las primeras semanas desde la fecundación, se hace necesario levantar una cohorte pre-concepcional y de seguimiento durante el embarazo, colectando y almacenando las muestras de fluidos por anticipado, durante uno o más ciclos fértiles activos en mujeres que estén buscando un embarazo. Una cohorte bidireccional de este tipo, permitirá realizar estudios de seguimiento prospectivo registrando diferentes desenlaces durante el curso del embarazo, para luego identificar retrospectivamente en el repositorio de muestras biológicas previamente almacenadas, posibles candidatos útiles como biomarcadores para investigaciones clínicas posteriores.

PUBLICACIÓN

DESTINATARIO

MELISA Institute

PRODUCTO

En proceso